Español
中文繁體
English
Français
Polski
Português
Română
Русский

Inyección intratecal

La aplicación intratecal consiste en una inyección que se aplica en el canal espinal con el fin de accesar al liquido cerebroespinal y adicionalmente al sistema nervioso central. Este tipo de aplicación permite que las células madre lleguen al cerebro y a la medula espinal de una manera fácil y efectiva.
Antes de la aplicación, primero se realiza una punción lumbar (PL) con el fin de extraer una pequeña cantidad de liquido cerebroespinal y reemplazarlo con las células madre.

Pasos de la aplicación:

  1. Se le pide al paciente no ingerir alimentos después de las 10 p.m del día anterior a la aplicación.
  2. En el momento de la aplicación, el paciente es llevado a una sala de cirugía, donde el doctor estará acompañado por dos enfermeras quienes serán los encargados de realizar la aplicación.
  3. El paciente se coloca de lado con la espalda cerca del borde de la mesa o cama. La enfermera ayuda al paciente a doblar sus rodillas y llevarlas hacia el abdomen y doblar su cabeza hacia el pecho, para lograr una posición fetal. Esta posición ayuda a separar las vértebras de manera que la inyección puede ser aplicada mas fácilmente.
  4. El doctor examina la parte baja de la espalda del paciente y marca el sitio donde se va a realizar la aplicación (entre dos vértebras lumbares desde L2 a L5).
  5. Se procede a limpiar el área con un antiséptico y anestesia local se coloca para adormecer el área donde se va a colocar la aguja dentro del canal espinal.
  6. Una vez la aguja se encuentra en la posición adecuada, la protección de la aguja espinal se remueve y se extraen aproximadamente 2 ml de liquido cerebroespinal se extrae.
  7. Se aplican después las células madre (1 ml) y solución salina (1 ml) dentro del liquido cerebroespinal.
  8. El procedimiento finaliza cuando se retira la aguja y la protección de la misma mientras se aplica presión en el área de la aplicación. La colocación de la aguja y las células madre se termina generalmente en 20 minutos.
  9. Después del procedimiento se le pide a todos los pacientes acostarse boca arriba por un periodo entre 4 a 6 horas con el fin de evitar efectos secundarios temporales tales como dolores de cabeza, nauseas, fiebre, vomito y/o dolores en las piernas. Estos síntomas se pueden presentar como resultados del cambio en el volumen del liquido dentro del canal espinal. Incluso estando acostados, algunos pacientes pueden experimentar estas incomodidades. Pueden durar hasta 48 horas después de la aplicación. Los pacientes deben informar a los doctores si experimentan fuertes dolores de cabeza, endurecimiento del cuello, perdida de sensibilidad por debajo del área de aplicación o algún tipo de fuga en el área de la aplicación.
Share This